Esta web emplea cookies. Si continúas navegando estarás aceptando su uso. Más información
Inicio Blog Medidas correctoras en la contaminación de suelos
Sostenibilidad y cambio climático

Medidas correctoras en la contaminación de suelos

20 marzo, 2017
Contaminación de suelos

Contaminación de suelos

Para comprender la importancia de las políticas de protección y conservación del suelo y concienciar a la opinión pública, es necesario hacer una definición de las funciones medioambientales, ecológicas, económicas, sociales y culturales que cumple:



El suelo es la capa más superficial de la corteza terrestre, formada por la progresiva alteración física y química de un material original o roca madre a lo largo del tiempo, bajo unas condiciones climáticas y topográficas determinadas y sometido a la actividad de organismos vivos. El suelo se forma durante el proceso de edafogénesis, en el cual se van diferenciando las distintas capas verticales de material generalmente no consolidado llamados horizontes, formados por constituyentes minerales y orgánicos, agua y gases, y caracterizados por propiedades físicas (estructura, textura, porosidad, capacidad de retención de agua, densidad aparente), químicas y físico-químicas (pH, potencial redox, capacidad de intercambio catiónico). El conjunto de horizontes constituye el perfil del suelo.



Las distintas funciones del suelo son:

1) Proporcionar los nutrientes, el agua y el soporte físico necesarios para el crecimiento vegetal y la producción de biomasa en general.

2) Actuar como elemento distribuidor de las aguas superficiales, contribuyendo al almacenaje y recarga de las aguas subterráneas.

3) Filtrar, almacenar, degradar, neutralizar e inmovilizar substancias orgánicas e inorgánicas tóxicas, impidiendo que alcancen las aguas subterráneas y el aire o que entren en la cadena alimenticia.

4) Servir de hábitat natural de muchos organismos de todo tipo y constituir un elemento de reserva genética: organismos que pueden ser interesantes desde el punto de vista biotecnológico.

5) Fuente de materias primas

6) Plataforma para el desarrollo de las actividades humanas como soporte de la estructura socioeconómica y forma parte del paisaje y del patrimonio cultural.



La contaminación del suelo se define como la acumulación de sustancias tóxicas en unas concentraciones que superan el poder de amortiguación natural del suelo y que modifican negativamente sus propiedades.
Hay que tener en cuenta, también, que el suelo es un elemento frágil del medio ambiente, un recurso no renovable y que su velocidad de formación y recuperación es mucho más lenta que la de los procesos que lo degradan.



Esta contaminación es generalmente como consecuencia de actividades humanas exógenas o en menor medida endógena durante el proceso de edafogénesis. Factores como metales pesados, lluvias ácidas, salinización, fitosanitarios, explotaciones mineras o desechos orgánicos urbanos son fenómenos de contaminación de suelos.



En la actualidad existe un amplio abanico de tecnologías de recuperación de suelos contaminados, que se pueden clasificar:

1) Técnicas de contención, aíslan el contaminante en el suelo sin actuar sobre él, generalmente mediante la aplicación de barreras físicas en el suelo.

2) Técnicas de confinamiento, reducen la movilidad de los contaminantes en el suelo para evitar su migración actuando directamente sobre las condiciones físico-químicas bajo las que se encuentran los contaminantes. 

3) Técnicas de descontaminación, dirigidas a disminuir la concentración de los contaminantes en el suelo.La técnica a aplicar varía en función de las características físico-químicas del contaminante (estado en el que se encuentra, biodisponibilidad, volatilidad, persistencia), los objetivos que se desean conseguir y las características del suelo sobre el que se actúa (susceptibibilidad, vulnerabilidad, carga critica, capacidad de autodepuración).



En Galicia, todos aquellos titulares de una actividad potencialmente contaminadora del suelo que se vaya a poner en marcha están obligados a presentar un Informe Preliminar del Suelo (IPS), donde se debe incluir información como datos de la actividad que se va a realizar, materiales utilizados, residuos que se van a generar o productos intermedios y finales producidos. En EMBERIZA ESTUDIOS AMBIENTALES conocemos la problemática que entraña este tipo de informes, por lo que puedes ponerte en contacto con nosotros si necesitas ayuda o tienes alguna duda, ya sabes que somos una consultoría ambiental que colabora con los mejores profesionales de este sector.

Etiquetas: contaminacion correccion informepreliminar suelos

compártelo

Autor


Carlos Rodríguez - Emberiza Estudios Ambientales

Fundador y director de proyectos en EMBERIZA. Biólogo e Ingeniero Ambiental con más de 10 años de experiencia en consultoría de planes, programas y proyectos.

0 Comentarios

Deja tu comentario

Código de verificación
He leido y acepto la Política de privacidad*